zumo de naranja

Zumo de Naranja

El zumo de naranja es rico en citratos, lo cual ayuda a prevenir la formación de piedras en el riñón. Contiene flavonoides como la hesperidina, que reducen el riesgo de padecer un infarto hasta en un 19% y disminuye los niveles de colesterol malo.

Está demostrado que un buen desayuno que contiene zumo tiene efectos cognitivos positivos aumentando nuestra energía diaria y además es una fuente de hidratación saludable. La dosis recomendada es entre uno y dos vasos de zumo cien por cien natural que se puede acompañar con comida en el desayuno y en la merienda, 

Mitos del Zumo de Naranja

El zumo de naranja engorda

Dicen que algunos estudios sitúan al zumo de naranja como causante principal de la obesidad si lo mantenemos en una dieta diaria. La experta en nutrición Tanja Callewaert, miembro del comité científico internacional de Fruit Juice Matters, sostiene todo lo contrario: “Está demostrado que las personas que desayunan bien y beben un vaso de zumo de naranja natural tienen menor riesgo de padecer sobrepeso”.

El zumo de naranja tiene azúcar

Una de las razones por las que se piensa que el zumo de naranja engorda es porque existe la creencia de que tiene azúcar añadido. Javier Lorenzo, presidente de la Asociación Española de Fabricantes de Zumos (ASOZUMOS) explica que desde el sector se encargan de “preservar la pureza del producto” y se aseguran de que “lo que le llega al consumidor es exclusivamente el contenido nutricional de la fruta exprimida. Legalmente al zumo de fruta no se le pueden añadir azúcares»

El zumo de naranja produce caries

Aunque es cierto que el consumo frecuente de fuentes de hidratos de carbono como el azúcar puede aumentar el riesgo de caries dental, especialmente si la higiene bucal es pobre, los expertos señalan que también depende de la exposición a fluoruro, la cantidad de azúcares consumidos y el pH de los alimentos, entre otros factores. “Las naranjas y el zumo de naranja tienen un pH de 3,8. Algunas investigaciones han llegado a la conclusión de que no hay diferencia entre los azúcares libres e intrínsecos y entre el zumo puro de fruta y la fruta entera sobre la mineralización del esmalte”, 

¿Qué beneficios tiene el jugo de naranja?

  • El zumo de naranja es rico en citratos, lo cual ayuda a prevenir la formación de piedras en el riñón.
  • Contiene flavonoides como la hesperidina, que reducen el riesgo de padecer un infarto hasta en un 19% y disminuye los niveles de colesterol malo.
  • Ayuda a prevenir los problemas cardiovasculares, ya que mejora la circulación de la sangre, lo que produce una notable disminución de la presión arterial alta, evita la formación de trombos y por tanto previene la arteriosclerosis.
  • Tomar zumo de naranja a diario reduce en un 14% las posibilidades de sufrir obesidad y mejora el movimiento intestinal, lo que aporta gran cantidad de beneficios al estómago. Si el zumo se toma entre las comidas, ayuda a aliviar el exceso de acidez gástrica, puede ayudar a la curación de las úlceras y evita la mala digestión, la distensión abdominal y la fermentación de los alimentos provocados por un hígado en mal estado.
  • Debido a sus propiedades antioxidantes, disminuye los efectos de los radicales libres en el cuerpo, retardando el envejecimiento y evitando muchas enfermedades.
  • Proporciona al cuerpo una gran cantidad de agua, que además de ayudar a mantener una correcta hidratación, mantiene el metabolismo activo y la piel bien sana.
  • El zumo de naranja constituye una gran fuente de vitamina Cque ayuda a recuperarse más rápidamente de las gripes y resfriados, acelera su curación y disminuye los síntomas. Además, la vitamina C ayuda a crear colágeno, encargado de conservar los tejidos en perfecto estado. Así mismo, también ayuda a prevenir la sordera, previene la formación de cataratas y otras enfermedades de los ojos, y tiene una gran importancia en los tratamientos para prevenir el cáncer.
  • El extracto de naranja aumenta la producción de interferón, una sustancia que fabrica el organismo para protegerse contra los virus, como el que produce la gripe. Igualmente mejora las condiciones de los enfermos con dolencias respiratorias, especialmente aquellos afectados de alergia a los que ayuda a reducir los ataques, o a los bronquíticos a los que les ayuda a respirar mejor y a disminuir la tos.
  • Tiene grandes propiedades alcalinizantes y diuréticas que ayudan a limpiar la sangre, limpian el organismo y ayudan al hígado y los riñones. Tomar zumo de naranja por las mañanas es excelente como purificante ya que disuelve los ácidos impidiendo que éstos se queden en los riñones formando los cálculos renales.
  • Tomar zumo de naranja en moderación también está recomendado para los pacientes con diabetes tipo II, ya que tiene poco azúcar y posee propiedades diuréticas, con lo que puede ayudar a regular el exceso de azúcar en la sangre. Además el contenido de vitamina C ayuda a estos pacientes a minimizar las consecuencias que puede traerles esta enfermedad, como pueden ser las infecciones, la dificultad para cicatrizar o lo problemas visuales.
  • Ayuda en los casos de gota o artritis. Cuando el ácido úrico se deposita en las articulaciones de personas que padecen gota o artritis se produce un gran dolor. Consumir zumo de naranja todos los días ayuda a eliminar este componente, y la situación de estas personas mejorará en gran medida.

Beneficios del zumo de naranja

 Contiene vitamina C
Un vaso de jugo de naranja aporta 60% de la cantidad recomendada al día de esta vitamina. La vitamina C ayuda al crecimiento de los tejidos, sanar heridas y puede ayudar a reducir la duración de un resfriado.

La naranja además de contener vitamina C también contiene vitamina A, que contribuye a la buena salud ocular.

– Puede prevenir la aparición de cálculos renales
Los cálculos renales se acumulan en los riñones provocando dolor intenso, náuseas o sangre en la orina. La naranja puede aumentar el PH en la orina haciéndola más alcalina. Tener un PH urinario alcalino que puede ayudar a prevenir los cálculos renales. 

– Baja el colesterol
Tomar jugo de naranja puede bajar el nivel de colesterol en la sangre, además que puede reducir la aparición de varios padecimientos cardíacos como la presión arterial; también ayuda a mantener un corazón sano y fuerte. 

orange-4066509_1920.jpg

– Fuente de antioxidantes
Los antioxidantes son importantes para nuestro cuerpo ya que ellos previenen el daño oxidativo en las células así como el envejecimiento.

– Reduce el cansancio
El jugo de naranja contiene varios nutrientes, entre ellos el folato. Este nutriente ayuda a reducir el cansancio, además ayuda a que el sistema inmunológico trabaje mejor.

Propiedades curativas de la naranja

Aumenta el colesterol bueno (HDL): La naranja contiene hesperidina  que es una sustancia muy beneficiosa para el organismo ya que aumenta el colesterol bueno (HDL) y disminuye el colesterol malo (LDL).

Previene de enfermedades degenerativas: La Vitamina C es un gran antioxidante, que previene al organismo de numerosas enfermedades degenerativas como la sordera, las cataratas, la pérdida de visión, entre otros.

Eliminan el ácido úrico y fluidifican la sangre: La vitamina C, minerales y otros componentes antioxidantes de la naranja alcalinizan la sangre. Esto hace que eliminen el ácido úrico de la sangre y la fluidifiquen.

Detienen la inflamación: La gran cantidad de hesperidina que contiene la naranja, ayuda a detener la inflamación del organismo.

Evita resfriados: Consumir naranjas durante el invierno ayuda al organismo a protegerse de resfriados. La gente cree que consumiendo Vitamina C, no se cogen resfriados, pero no es así, lo que hace la vitamina es proteger el organismo y fortalecerlo.

Fortalece los vasos sanguíneos: La naranja es rica en Vitamina P, elemento que fortalece los vasos sanguíneos del organismo.

Fortalece el sistema nervioso: La naranja contiene Vitamina del grupo B, lo que aporta al organismo nutriente esencial para el sistema nervioso.

Ayuda a rejuvenecer las células del organismo: Al contener tanta Vitamina, la naranja aumenta la vitalidad celular del organismo, y pone en movimiento la mayoría de funciones de cuerpo. Este proceso ayuda a rejuvenecer las células del organismo.

Alivia trastornos intestinales: Su alto contenido en fibra insoluble, ayuda a aliviar trastornos intestinales tales como el estreñimiento, hemorroides y la diverticulosis.

Reduce el riesgo de cáncer: La naranja contiene fibra, Vitamina C, limoneno, y aminoácidos que disminuyen el riesgo de cáncer. Su gran contenido de hesperidina protege los capilares del organismo reduciendo el riesgo de cáncer. El consumo diario de naranjas previene contra el cáncer de colon y el de mama.

Reduce el colesterol y regula el azúcar en la sangre: La fibra soluble de la naranja penetra en las paredes intestinales del organismo y ayuda a reducir el colesterol y el azúcar en sangre.

Combaten la mala circulación: La naranja protege al organismo de enfermedades cardiovasculares. Esto ocurre porque las naranjas hacen que la sangre del organismo sea más fluida. Por ello disminuyen la presión arterial evitando trombos en la sangre.

Favorece a la formación de huesos y dientes: El aporte de calcio de las naranjas favorecen la formación de los dientes, y de los huesos.

Ayuda a adelgazar: La naranja contiene potasio, agua, y muy poco sodio, lo que ayuda a adelgazar.

Combaten la retención de líquidos: La naranja es muy diurética, lo que ayuda a combatir la retención de líquidos en el organismo.

Son beneficiosas para las mujeres embarazadas: Las naranjas contienen acido fólico, sustancia muy importante para las mujeres embarazadas. El acido fólico favorece el funcionamiento celular, y protege al feto de contraer la enfermedad de la espina bífida. El ácido fólico ayuda a no contraer anemias, y a frenar la depresión.

Protege del infarto: Consumir naranjas diariamente ayuda combatir la mala circulación, esto hace que el organismo este protegido de contraer infartos.

Alivia la fiebre, trastornos del estomago  y del hígado: Sus propiedades antiespasmódicas, ayudan a aliviar la fiebre, los trastornos del estomago, y los problemas del hígado.

Conclusión

Tanto la naranja como el zumo de naranja son un alimento imprescindible en nuestra alimentación , siempre y cuando respetemos las pautas citadas acerca de su consumo y la cantidad diaria recomendada. Por otra parte es un elemento esencial en nuestra dieta y sobretodo el la dieta mediterránea.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.